Castilla-La Mancha trasladará en la reunión con el Ministerio la hoja de ruta de la región ante la nueva PAC

El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha informado de que la comunidad autónoma contará con cuatro millones de euros más de la PAC gracias al interés de los jóvenes por trabajar en la agricultura

La defensa de la agricultura familiar en la nueva PAC será uno de los temas centrales que este jueves abordará el Gobierno de Castilla-La Mancha en la reunión que el presidente Emiliano García-Page mantendrá con el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, en una visita oficial a la región. Una jornada en la que también se incluirá un encuentro con las organizaciones profesionales agrarias y cooperativas agroalimentarias.

Así lo ha afirmado el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo en la clausura del VII Congreso de la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Castilla-La Mancha que se ha celebrado en el hotel Intur de Alcázar de San Juan (Ciudad Real) y que ha contado con la asistencia del secretario general de la organización agraria, Lorenzo Ramos y del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page y en la cual ha sido reelegido Julián Morcillo como secretario general en Castilla-La Mancha.

El presidente regional trasladará al titular nacional de Agricultura su posición sobre la nueva reforma de la PAC, que está “clara” porque “la región cuenta con un documento de posición desde hace casi tres años y es la hoja de ruta que se ha seguido en las negociaciones nacionales”, ha explicado Martínez Arroyo.

En este sentido, ha recordado que los pasos de la posición nacional ante estos cambios de la política europea van en la dirección de Castilla-La Mancha y en defensa de un modelo de agricultura, “el de la explotación familiar, que es el nuestro, y creo que es la línea que va a seguir también el Ministerio”, ha incidido.

Este no será el único tema que se tratará mañana. En este sentido, se abordará la necesidad de apostar por el pago redistributivo en la PAC, siendo el elemento “más radicalmente necesario” que debe suponer “una auténtica revolución y hay que hacerlo de manera decidida”.

Y es que se quiere llegar a una convergencia, pero no con las 50 regiones actuales, sino con un modelo, ha incidido que “defienda la agricultura”, la de las explotaciones familiares, la de los profesionales, la de los jóvenes y las mujeres. 

De esta forma, se ha referido el consejero a que Castilla-La Mancha no se puede permitir “el lujo” de perder a agricultores y ganaderos, como sí ocurrió en las anteriores negociaciones, “donde con el PP, se quedaron fuera muchos pequeños agricultores y ganaderos. Nos estamos jugando mucho”, ha subrayado.

Martínez Arroyo ha destacado, además, la importancia de garantizar el relevo generacional en el campo, una línea en la que se trabaja desde el Ejecutivo regional en la dirección de incorporar a más hombres y mujeres de hasta 40 años. Es por ello que, tras las dos convocatorias anteriores de 2016 y 2018 que han supuesto la llegada de 2.660 jóvenes, en estos momentos, Castilla-La Mancha tiene abierta otra nueva convocatoria hasta mediados de mayo dotada de 100 millones de euros.

Cuatro millones más de la PAC

También, el consejero ha explicado que Castilla-La Mancha recibirá cuatro millones de euros más de la PAC gracias al interés que hay en la Comunidad Autónoma por trabajar en la agricultura. Se trata de la cantidad que corresponde a los 637 jóvenes beneficiarios de la nueva distribución de la reserva nacional. El número más alto de toda España, representado el 21 por ciento del total del reparto realizado en España y el 22 por ciento de la superficie estatal. Este dinero pasa a formar parte de la bolsa de derechos que reciben los agricultores y ganaderos castellanomanchegos.

Paridad

En el acto de cierre del congreso, que ha reelegido a Julián Morcillo como secretario general de UPA en Castilla-La Mancha, Martínez Arroyo le ha felicitado por su trayectoria y ha destacado la importancia de haber elegido una Ejecutiva paritaria, con cinco hombres y cinco mujeres.

En este sentido, ha dicho que sacar adelante el Estatuto de las Mujeres Rurales, de la mano con la Federación de Asociaciones de Mujeres Rurales (FADEMUR), es una de las cuestiones de lo que más orgulloso se siente, una tarea ante la que el Gobierno se enfrentó “con mucha ilusión” y donde se implicó tanto la Administración regional como la federación de mujeres, siendo “mérito de ambos”.

Esta prioridad a la visibilización de las mujeres, forma parte de los ejes de la política del Ejecutivo regional, y muestra de ello es que tiene efecto cada día en la labor que hace la propia Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, donde en todas las órdenes, ha indicado Martínez Arroyo, se cuenta con una discriminación positiva hacia ellas.

De otro lado, el consejero ha tendido la mano a UPA para trabajar de forma conjunta en líneas de trabajo comunes y a favor del sector agroalimentario, como es el agua, donde se han dado avances significativos como las concesiones para regadíos sociales en Hellín o los bombeos del Júcar.

En la jornada de hoy, que ha consistido en un acto reducido debido a la situación sanitaria, han asistido, entre otros, la alcaldesa de Alcázar de San Juan, Rosa Melchor o el presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero.