Los condenados por la macro-plantación de cannabis en Huélamo recurren ante el Tribunal Supremo

La Audiencia Provincial desestimó este verano un recurso de apelación interpuesto por los implicados

Los cuatro condenados por la macro-plantación de cannabis desmantelada en Huélamo en 2017 han recurrido ante el tribunal Supremo la sentencia de la Audiencia Provincial de Cuenca que les condenaba a penas de cuatro años de prisión. Este mismo órgano judicial desestimó este verano el recurso de apelación presentado por los implicados.

La fiscal jefe de la Fiscalía Provincial de Cuenca, Isabel Gómez, ha precisado que «fue en octubre de 2017 cuando se desmantela la plantación de Huélamo. Luego hubo sentencia condenatoria en la Audiencia Provincia por delito contra la salud pública en su modalidad agravada de notoria importancia y está pendiente de recurso de casación en el Tribunal Supremo. Son cuatro personas a las que juzgaron y condenaron en ese procedimiento».

Estas mismas fuentes han puesto de relieve el aumento que han registrado este tipo de plantaciones desde hace unos años. «Las plantaciones de cannabis con una realidad no sólo en Cuenca sino en Castilla-La Mancha y se muestra con unos niveles bastante importantes en cuanto al trabajo policial. Es algo en ascenso pero desde tiempo atrás. En el año 2017 fue cuando se desmanteló la plantación en Huélamo. Son grupos organizados en los que se desirtibuyen los roles y tareas. Unos hacen funciones de cultivo, otros de vigilancia… Aquí hay mucha zona rural para poner plantaciones, más que en otras regiones».