25/08/2016

Un extraordinario viaje en autobús por el desierto australiano que no importaría repetir

El musical Priscilla brilló este miércoles en su estreno ante un auditorio que no paró de bailar, aplaudir y soltar sus carcajadas

FICHA TÉCNICA: PRISCILLA, Reina del Desierto
Guión: Stephan Elliott & Allan Scott
Temas Musicales: I Will Survive, Go West, Boogie Wonderland, I Love The Nightlife, Don't Leave Me This Way, Material Girl, What's Love Got To Do…, Like A Prayer, Like A Virgin, It's Raining Men, Hot Stuff, Finally.
Dirección y Producción: SOM Produce en asociación con NULLARBOR PRODUCTIONS (Garry McQuinn, Michael Hamlyn and Allan Scott) y MGM ON STAGE. Adaptación y Director Residente: Miguel Antelo 
Dirección de Orquesta: Manu Guix
Coreografías: Ross Coleman y Andy Hallsworth
Reparto: (actores principales): José Luis Mosquera (Bernardette); Jaime Zatarain (Tick); Christian Escudero (Felicia). Consulta aquí el elenco completo. 
Lugar y próximas funciones:  Sala 1 del Teatro-Auditorio de Cuenca, jueves 25 (20:30 horas), viernes 26 (18 y 22 horas), sábado 27 (18 y 22), domingo 28 (17 y 21).
Localidades: Entre 39 y 59 euros.
Otros datos: La crítica corresponde a la primera función representada este miércoles, 24 de agosto de 2016.
 

 

Después de muchos meses esperando, este miércoles era el día. El montaje músico-teatral de Priscilla llegaba a Cuenca y no defraudó las expectativas que poco a poco ha ido levantando desde que se conoció que este espectáculo llegaría a la ciudad. La primera función estaba programada para las ocho y media de la tarde y, antes de esa hora, ya podía vislumbrarse la larga cola de espectadores expectantes por comenzar el viaje por el desierto escuchando algunos de los grandes temas musicales que nos dejaron las décadas anteriores.

El que anoche se encontrara entre las butacas del Teatro Auditorio pudo contemplar un gran montaje dividido en cuatro partes y dos actos: con un comienzo al más estilo discotequero y colgados por los aires, esta primera parte acababa con el comienzo de un largo pero divertido viaje por el desierto australiano donde las pelucas, el colorido vestuario y algún que otro incidente con el autobús hicieron obligado un parón.

Llegado este descanso, y cuando el público se disponía a abandonar sus sillones durante 20 minutos para ir al baño o tomar el aire, un drag queen de los que forma el elenco de Priscilla daba la sorpresa: el patio de butacas se convertía en una auténtica fiesta donde las canciones más sonadas del montaje hacían mover el esqueleto a aquellos que no quisieron reponer fuerzas después de soltar innumerables carcajadas.

Pero todo inicio, aunque no se quiera, tiene un final y llegaba la hora de continuar viajando por el desierto con sus tres reinas. Y de una forma entre lo cómico y lo amoroso porque, a pesar de encontrarse en medio de la nada, nunca sabes cuándo puede llegar el amor. Es lo que tienen los musicales: que todo te sorprende cuando menos te lo esperas.

Y de repente, cuando el amor está en el aire y un claro mensaje fomentando el respeto y situándose contra la homofobia comienza a calar entre el público, llega la cuarta y última parte al más estilo cabaretero. Llegaban al casino de la localidad de Alice y allí su directora estaba esperando a las tres reinas. Tras una actuación que quitó el sentido con los veloces cambios de vestuario y dejó uno de los momentos más emotivos de la función, ascendían hasta lo más alto del país australiano a falta de tocar unas estrellas que fueron más que merecidas por la genialidad de la puesta en escena de casi dos horas de espectáculo.

Qué decir de los efectos especiales que eliminan pintadas en un abrir y cerrar de ojos siendo este proceso inapreciable por el público o el cuerpo de baile que de pronto te hacía estar en un barrio de San Francisco o en la más profunda taberna del lejano oeste. Parece que Priscilla ha llegado pisando, o mejor dicho, rodando fuerte a Cuenca y es algo que, aunque den ganas de repetir, hay que vivir. Como anuncian, y no falta razón, es la fiesta de las fiestas.

 

Galería

Promedio (0 Votos)
La valoración media es de 0.0 estrellas de 5.
comments powered by Disqus